miércoles, 22 de noviembre de 2017

M.


Mis despedidas de ti siempre son una farsa, siempre han sido y serán la mas vil de las mentiras. Se vuelven nulas con solo mirarte, siempre encuentras la forma de volver para que yo te mire y vuelva a ti, o quizá sea que yo encuentro la manera para que regreses y así volver contigo.

Es innegable el hecho de que nada mas te veo y se me alegra la vida, y sin querer ser pretencioso siento que de igual manera yo soy capaz de iluminar tu vida en esos cachitos de tiempo que compartimos y le robamos al destino y sus pretenciosos planes para nosotros.

Es como si mi vida solo fuera eso, vida; pero cuando tú llegas, las veces que llegas, mi vida es como en mis sueños, soy feliz, pero de esa felicidad que solo se encuentra en los libros, cualquier cosa es posible pero me doy cuenta que no es un sueño, pues mis sueños no recrean tan bellamente tu sonrisa, tus mejillas, tus manos, pero muy en especial; no podrían recrear esa luz que sólo tus ojos pueden dar.

Porque de todos los lugares del mundo, la vida, o dios, o vaya a saber quien me puso en el camino de la mujer con los ojos mas bonitos de todo el mundo, vaya uno a saber, porque no puedo estar todo el tiempo contigo, tampoco lo sé, pero necesito en verdad estar todo el tiempo contigo, quizá no. pero me gustaría probar y hacer el experimento de encerrarme toda una semana en tu habitación.








La Chica del Sentra 2001

Tú llegas y te vas
Sin mas aviso del que yo jamás te pediría
Con la sola luz de tu mirada
Iluminas lo que la noche,
la vela
y los versos jamás pudieran.

Es inevitable no ser feliz cuando te veo
aunque te vea como las personas miran el viento
Te siento en mis ojos
Que no te miran desde ayer
Con el viento me acaricias
con el pensamiento te beso la piel.

Ojala pudiera tenerte más tiempo
pero sé que es imposible
pero no te niego que a veces fantaseo
con tenerte encerrada en tu habitación un mes.                               

Una parte de mi corazón había estado intacta hasta que te vi,
y esto jamás creí sentirlo por alguien que sólo en sueño conocí
porque esta cobardía de no querer saber tu nombre
será que eres esa con la que nunca en mi camino coincidí.










No hay comentarios.:

Publicar un comentario